Bekia Viajes

Usuario:

Contraseña:

Europa / República Checa
 
 

Puente de Carlos

 

karluv most

Transporte: Metro: Parada 'Staromestska'. Línea A.

El Puente de Carlos es el puente más viejo de la ciudad. Cruza el río Moldava uniendo la Ciudad Vieja (Staré Město) a la Ciudad Pequeña (Malá Strana). Este puente fue también una via de unión entre Europa oriental y occidental.

 

El puente llegó a tener 4 carriles destinados al paso de mercancias y carruajes. Mide más de 500 metros de largo y diez de ancho. Este puente peatonal constituye la atracción más visitada de Praga. Además de su historia es un punto de encuentro y cruce tanto de visitantes como de ciudadanos de la ciudad. Destacan las estatuas que acompañan todo el paseo del puente. Son un total de 30 y muchas de ellas son copias de las originales ya que la éstas se encuentran en el Museo Nacional de Praga (Plaza Wenceslao). Las estatuas del Puente de Carlos se tallaron a principios del siglo XVIII. Muchas historias rodean este puente y sus estatuas. Anécdotas como la primera estatua se compuso en el 1683 y fue una de San Juan Nepomuceno y ésta fue arrojada al río por orden de Wenceslao IV, rey más pòpular de Bohemia que fue santificado en el siglo XVIII. Acompañando el paseo por el puente, tras cruzar la famosa torre gótica de la ciudad vieja, añadida como ornamento para el popular puente, se disfrutará de puestos de pintores, artistas y grupo de músicos que alegrarán el cruce del río. Una leyenda muy común del puente es que si lanzas una moneda al río, pidiendo un deseo mientras tu mano izquierda se apoya en la base de la estatua de San Juan Nepomuceno, tu deseo se cumplirá.

 

Mapa

0

han estado
 
 
 
 
 
 

Fotos

 
Vistas desde el Monte Petrín

Río Moldava y centro de Praga desde el Monte Petrín

 
Puente de Carlos

Puente más antiguo de Praga